DE GEA en Madrid… ¿Firmará?

  

De Gea, en Madrid: “Sólo vengo de vacaciones a descansar”
El portero del Manchester United, pretendido por el Real Madrid, llegó a las 12:00 a Barajas. Esquivó a la prensa y se fotografió con aficionados. Van Gaal le espera el lunes.

A media mañana, a las 12:05, irrumpió por la T-4 de Barajas. Por delante, su novia Edurne, tan guapa como siempre y respondiendo con una sonrisa a los que le pedían autógrafos y le rogaban que se trajera a su novio al Madrid. El afortunado es David De Gea, el guardameta elegido por Florentino para ser el relevo de Casillas en la portería del Bernabéu. El todavía portero del Manchester United (elegido mejor jugador de la temporada en Old Trafford tanto por la afición de los red devils como por sus propios compañeros de equipo) apurará estos tres días en la capital antes de incorporarse el próximo lunes a los entrenamientos a las órdenes de Van Gaal.
La idea del toledano pasa por arreglar antes su traspaso al Madrid, dado que el próximo viernes, día 10, ha citado Rafa Benítez a los suyos en Valdebebas para arrancar su primer proyecto como inquilino del banquillo blanco. De Gea está metido en un debate interno. Quiere ser profesional y aceptar los pasos inevitables en una negociación, pero le fastidiaría tener que regresar a Manchester después de haberse despedido de sus compañeros y de haber puesto el club en alquiler la que ha sido su casa estos años. El portero de 24 años no quiere repetir los procesos de Modric y Bale, que se pasaron todo el verano entrenándose en solitario con el Tottenham hasta que se arregló su definitivo traspaso.
El internacional fue cauto a su llegada. “Sólo vengo a descansar. Estoy de vacaciones. Todo va muy bien”. La felicidad sería completa para él si Van Gaal no estuviese “enfadado”, como reconoció hace unos días a los compañeros de Cuatro. El holandés ha pedido a los directivos del United que tensen la cuerda para que se saque la mayor tajada posible, aunque como ya adelantó ayer AS los ingleses han bajado su petición a 35 millones de euros, once menos de los que exigían al Madrid hace apenas una semana.
El problema es saber si Florentino y José Ángel Sánchez logran cerrar primero el fichaje de De Gea o arreglan antes la peliaguda salida de Casillas. El capitán no es ajeno al deseo del club de verle salir este verano (en una situación que recuerda a la vivida por Raúl en 2010), pero no piensa mover ficha si antes no lo hace el club. Eso da ventaja al United en la negociación, aunque parece que las posturas están más cercanas y a nadie interesa un culebrón que tendría a De Gea como principal perjudicado.
Ilusionado. En Barajas notó el toledano (se crió en Illescas aunque nació en Madrid) el cariño de los que pueden ser sus futuros aficionados. “¡Vente para el Madrid, David!”. Toca esperar. Benítez, que también llegó ayer a Madrid, está inquieto porque no sabe aún con qué porteros empezará a trabajar en Valdebebas dentro de una semana. De Gea, en el aire. Casillas, a la espera de que arregle su situación contractual con el club y cuaje la oferta del Roma. Y Keylor Navas convaleciente de una tendinopatía que le obligó a parar y renunciar a jugar con Costa Rica la Copa Oro. El próximo lunes será el primer gran día clave del interminable culebrón de la portería. Van Gaal espera. Benítez no desespera… de momento.

Artículos Relacionados


Comentarios :

Deja un comentario!

Añade aqui tu comentario, o trackback desde tu propio sitio. También puedes suscribirte a estos comentarios via RSS.

Se amable, limpio, mantente en la temática del Artículo y no hagas Spam.


Suscribase al boletín

Manténgase informado de nuestras
promociones y concursos!

Escriba su dirección de e-mail: